La Cámara de Diputados de Argentina comenzaba un debate en comisiones sobre un proyecto para legalizar la interrupción voluntaria del embarazo.
La discusión, efectivamente, será introducida en una reunión de cuatro comisiones parlamentarias a través de las intervenciones de las ministros de Salud y de la Mujer, Ginés González García y Elizabeth Gómez Alcorta, respectivamente, y la secretaria Legal y Técnica de la presidencia, Vilma Ibarra.

Se discutirán dos proyectos de ley: uno presentado por iniciativa del gobierno y un segundo presentado en mayo de 2019, por octava vez, por la Campaña Nacional por el derecho al aborto legal, seguro y gratuito.

Los dos textos no tienen muchas diferencias, ambos prevén la posibilidad de un aborto hasta la semana 14, y una prórroga en caso de violación o amenaza de vida para la mujer.
La única diferencia sustancial se refiere a la objeción de conciencia, no contemplada en el proyecto de la Campaña Nacional, y sí, en cambio, en la iniciativa del gobierno.
Mientras tanto, la ministra Gómez Alcorta ilustró el Plan de los 1.000 días en la Cámara, complementario al proyecto de ley sobre aborto, que brinda apoyo económico a las mujeres que tienen dificultades económicas y que podrían verse obligadas a interrumpir un embarazo.

Según estimaciones del Gobierno, la ayuda podría llegar a 70.000 embarazadas con una inversión de 1.561 millones de pesos (más de 16 millones de euros).

LASCIA UN COMMENTO

Inserisci il tuo commento
Inserisci qui il tuo nome