MONTEVIDEO (Uypress) – El gobierno se apresta a intervenir la mutualista Casa de Galicia, que atraviesa una situación financiera complicada. Lo sorpresivo es que el adelanto de la información fue realizado por el senador Manini Ríos, y no por el ministro del ramo, Daniel Salinas.

El senador oficialista Manini Ríos (Cabildo Abierto) adelantó este martes “la segura intervención que en estos días se va a determinar” de la mutualista Casa de Galicia, hecho que según consigna Montevideo Portal le fue confirmado por fuentes del Ministerio de Salud Pública. Resultó sorpresivo que el anuncio fuera realizado por el legislador y no por el ministro de Salud Pública, Daniel Salinas, también integrante de Cabildo Abierto.

En su audición de Radio Oriental, Manini sostuvo que “el Fonasa, la reforma de la salud que se hizo en el primer gobierno del FA, indudablemente logró universalizar la atención que antes era dada en las mutualistas, a todo el sistema, a todos los habitantes, a toda la gente. Pero esta reforma, indudablemente tuvo serias carencias en cuanto a las previsiones del financiamiento, y particularmente afectó a aquellas instituciones de salud que tienen un componente de socios de mayor edad, ya que los jubilados entraron al Fonasa tardíamente”.

Dijo también que “se generaron situaciones de desfinanciación, que fueron llevando en el tiempo a problemas en las instituciones” y “con los años esos problemas se fueron acentuando, y varias instituciones tuvieron turbulencias para lograr equilibrar sus números, para lograr hacer más viable su actividad en el medio de la salud”.

“Indudablemente es una situación de la cual las autoridades económicas y sanitarias del país, no pueden mirar para el costado. Desde que se inició este gobierno se ha monitoreado seriamente, como lo ha hecho en todos los temas el MSP, la situación de estas instituciones. Y particularmente de Casa de Galicia, que es la que está en estos días en el tapete. Se ha hecho un seguimiento claro de la situación, se ha visto en qué forma se han ido cumpliendo las metas a las cuales se ha ido comprometiendo cuando recibía dinero de diversos fideicomisos, de diversos préstamos, con la garantía del Estado. Se ha hecho un monitoreo continuo de la situación entre las autoridades del MEF (Ministerio de Economía y Finanzas) y del MSP“, dijo Manini.

“Las autoridades del MEF han sido bien claras, en que en este tema hay que tener todos los recaudos necesarios de cumplimiento de las metas asignadas. Mientras eso no se garantice, indudablemente que no se puede seguir desembolsando indefinidamente dinero, o dando garantías para esos desembolsos, que a la larga termina siendo lo mismo. No se lo puede seguir haciendo porque lo que está en juego aquí es el dinero de todos los uruguayos”, sentenció el excomandante del Ejército.

“Una vez más el ministro de Salud Pública ha demostrado seriedad y responsabilidad. Eso es lo que se está buscando con las medidas que se están tomando, y con la segura intervención que en estos días se va a determinar de la institución. Asegurar su continuidad, asegurar la atención de sus socios y contemplar la situación de sus funcionarios. Creemos que merece todo el apoyo lo actuado por el MSP y además contemplando las exigencias del MEF, que no está dispuesto a seguir desembolsando dinero, ni dando garantía para préstamos, cuando la conducción de esta o cualquier otra institución, no es la que se requiere, la que garantice, en definitiva, el cumplimiento de las metas que lleven a la viabilidad de la institución”, remató.

Casa de Galicia tiene cerca de 40.000 socios por Fonasa y 5.000 particulares, y de acuerdo a información proporcionada por el Ministerio de Salud Pública, en los últimos cinco años perdió el 20% de sus afiliados, y llegó a un endeudamiento de U$S 76 millones.

El presidente de Casa de Galicia, el exdirigente pachequista Alberto Iglesias, afirmó días atrás en diálogo con El País que el ministro Salinas tiene “un problema personal con la institución”.

Por su parte, desde el Sindicato Anestésico Quirúrgico (SAQ) se manifestó su voluntad y deseo de “participar en todo lo que tiene que ver con las decisiones que se tomen con relación a los médicos que trabajan en Casa de Galicia“.

Bermúdez: golpe de Estado a la Junasa

Otro que se refirió al tema de la virtual intervención de Casa de Galicia fue el presidente de la Federación Uruguaya de la Salud, Jorge “Fogata” Bermúdez.

“¿Es el nuevo vocero, ya no del Ministerio de Salud Pública, sino del gobierno, Manini Ríos? Fuerte y claro hay que preguntar”, interpeló el dirigente sindical.

Bermúdez manifestó que, “de constituirse la intervención de Casa de Galicia por parte del Poder Ejecutivo, con desplazamiento de sus autoridades, cuando la Junta Nacional de Salud no analizó ninguno de los elementos que mandó a analizar sobre la situación económica y financiera de Casa de Galicia, aquí lo que se está constituyendo es un golpe de Estado contra la Junta Nacional de Salud“.

En diálogo con 970 Noticias (Radio Universal) consignado por El País, Bermudez dijo que se “tendrían que presentar los informes de los veedores sobre las tres instituciones que con los votos del gobierno la Junasa decidió auditar en diciembre del mes pasado”, en referencia a la Asociación Española, Casmu y Casa de Galicia.

El dirigente sindical también dirigió sus dardos a que la noticia fuera dada por el senador Manini Ríos.  “¿Es el nuevo vocero, ya no del Ministerio de Salud Pública, sino del gobierno Manini Ríos? Fuerte y claro hay que preguntar”, dijo.

“Si Manini Rios salió de la reunión y dio esta información, él sabía adentro de la reunión esta información. O sea, le ocultó la información al resto de sus colegas”, expresó en referencia a la participación del senador cabildante en la Comisión de Salud del Senado, a la que concurrió Bermúdez. Indicó que esta “resolvió citar” al ministro de Salud, Daniel Salinas, para “seguir ahondando” en la situación de Casa de Galicia.