Depositphotos

SANTIAGO DE CHILE (Xinhua/Cristóbal Chávez Bravo) – La secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), Alicia Bárcena, dijo hoy que la incertidumbre económica afecta a toda la región. "Hay esta situación de gran volatilidad financiera, de gran volatilidad, sobre todo. (De) los capitales que han llegado a nuestra región, hay mucha salidas de capitales, hay mucha incertidumbre", afirmó Bárcena tras ser consultada por Xinhua. Bárcena presentó este jueves, en la sede regional de la CEPAL de Santiago de Chile, el informe "Panorama Social de América Latina 2019". "Nosotros lo hemos planteado desde hace una década, esta es la región más desigual del mundo, no es la más pobre, efectivamente hemos hecho grandes avances en sacar a gente de la pobreza, como vimos en las cifras, pero no es ese el problema", dijo la secretaria ejecutiva de la CEPAL. El problema es que "los hemos sacado de la pobreza, pero les hemos dado grandes expectativas de que van a encontrar en el otro lado bienes públicos que no existen, servicios públicos que no existen y de pronto esa sociedad se da cuenta que tiene que pagar todo, que todo le va a costar, que todo se ha ido privatizando en el tiempo, que hay muy pocos bienes públicos", agregó. Bárcena alertó que la parte estructural más preocupante es la educación. De acuerdo con el informe, el 52 por ciento de personas mayores de 25 años pertenecientes a los estratos de ingresos medios en América Latina mostraba en 2017 un nivel de educación inferior a la secundaria completa. "Hay que revisar con mucho cuidado qué estamos haciendo, qué están haciendo los gobiernos, sus políticas, y cómo nos estamos comunicando con la sociedad, primero para que podamos en conjunto llegar a un nuevo pacto social y político que represente mejor a la nueva realidad de América Latina", afirmó. "Porque la nueva realidad de América Latina es que, si bien tenemos una población extremadamente pobre, que hay que ayudar y sacar de la pobreza, tenemos una población altamente vulnerable en los estratos medios, y ahí es donde tenemos que ofrecer respuestas certeras y sobre todo a la juventud", agregó. El documento presentado esta jornada destacó el crecimiento de los estratos de ingresos medios, aunque éstos siguen experimentando diversas carencias y vulnerabilidades, tanto en relación con sus ingresos como en el ejercicio de sus derechos. De 2002 a 2017, la participación de los estratos de ingresos bajos en el total de la población disminuyó de 70,9 a 55,9 por ciento (porcentaje que incluye a las personas en situación de pobreza extrema, pobreza y en estratos bajos no pobres), según el estudio. A su vez, la participación de los estratos de ingresos medios (divididos en medios-bajos, medios-intermedios y medios-altos) creció del 26,9 al 41,1 por ciento. De esta forma, el 76,8 por ciento de la población de América Latina pertenece a estratos de ingresos bajos o medios-bajos, subrayó la CEPAL. En tanto, las personas pertenecientes a los estratos de ingresos altos pasaron del 2,2 al 3,0 por ciento. El estudio también señaló que la desigualdad en la distribución del ingreso, expresada en el índice de Gini con base en las encuestas de hogares, ha continuado su tendencia a la baja pero a un ritmo menor que en años recientes. En el informe, la CEPAL enfatizó que para erradicar la pobreza y reducir la desigualdad y la vulnerabilidad de los estratos de ingresos bajos y medios son necesarias políticas de inclusión social y laboral. También se requiere un mercado de trabajo que garantice empleo de calidad y remuneraciones dignas, eliminar las barreras de inserción laboral de las mujeres y fortalecer el desarrollo de sistemas integrales y universales de protección social, en el marco de Estados de Bienestar centrados en los derechos y la igualdad, agregó.

LASCIA UN COMMENTO

Inserisci il tuo commento
Inserisci qui il tuo nome