Depositphotos

 

El G20, integrado por los líderes de los 20 países más industrializados del mundo, activaron la alarma de la economía y se comprometieron a "seguir utilizando todas las herramientas a su alcance" en apoyo de una recuperación global "incierta" sobre la que pesan "altos riesgos a la baja ".

​ ​ ​ La contención del virus, sostuvo el G20 en el comunicado final, "es fundamental para apoyar" la economía, que está sufriendo el nuevo aumento de casos y las nuevas restricciones impuestas en varios países.

​ ​ ​ Ante una recuperación convulsa, "un sistema de intercambio multilateral es más importante que nunca", así como la infraestructura es fundamental como "motor de crecimiento".

​ ​ ​ "Continuamos nuestros esfuerzos para facilitar que los sectores de viajes y turismo se recuperen de la pandemia", agregó el G20 en el documento final tras dos jornadas de Cumbre virtual organizada por Arabia Saudita.

​ ​ ​ Los jefes de Estado de los países más poderosos del mundo acordaron por consenso la declaración final que incluye además la promesa de aportar los fondos que todavía le faltan a la iniciativa COVAX, el mecanismo para una distribución equitativa de los desarrollos farmacéuticos contra el Covid-19.

​ ​ ​ Este instrumento todavía requiere de 28.000 millones de dólares en financiación, de los que 4.200 millones que se necesitan antes del final del año.

​ ​ ​ Los grandes del mundo por lo tanto se comprometen a "no escatimar esfuerzos para un acceso equitativo a las vacunas, tratamientos y diagnósticos para todos", y afirmaron que están dispuestos a responder "a las necesidades financieras" para la distribución de las vacunas. Pero después de la cumbre, fue la canciller alemana, Angela Merkel, quien frunció el ceño y dijo que estaba "preocupada" por la lentitud de las discusiones sobre el acceso de los países pobres a la vacuna anti-Covid.

​ ​ ​ "Hemos conseguido mucho este año, hemos cumplido nuestro compromiso para seguir trabajando juntos para enfrentarnos al desafío del Covid-19 para salvar vidas y medios de vida, y proteger a los grupos más vulnerables", aseguró el rey saudita, Salmán bin Abdelaziz.

​ ​ ​ El G20 puso luego el acento sobre la importancia de la "continuidad de la educación en tiempos de crisis mediante la implementación de medidas para garantizar el aprendizaje presencial, la calidad del aprendizaje a distancia efectivo y una combinación de" los dos "según sea apropiado".

​ ​ ​ "Una educación inclusiva, equitativa y de calidad para todos es fundamental para un futuro mejor y para combatir las desigualdades". Una referencia que los grandes lo reservan también a las mujeres, afectadas de forma "desproporcionada" por la crisis: "Trabajaremos para no agrandar las desigualdades de género" y para que la pandemia "no ponga en riesgo los progresos de las últimas décadas".

​ ​ ​ Las dos jornadas de trabajo virtual, bajo la presidencia de Arabia Saudita que pasa ahora el mando a Italia, estuvieron centradas sobre la pandemia y sobre los efectos económicos y sociales, entre ellos el clima.

​ ​ ​ Los países firmantes del Acuerdo de París, entre los que ya no se encuentra Estados Unidos, "reafirman su compromiso con su plena implementación, reflejando responsabilidades comunes pero diferenciadas y respectivas capacidades, a la luz de las diferentes circunstancias nacionales".

​ ​ ​ La única voz en contra fue aquella de Donald Trump, que defendió la decisión estadounidense de abandonar ese acuerdo: "No era para defender el medio ambiente sino para destruir la economía estadounidense. Me negué a ceder millones de puestos de trabajo estadounidenses y de enviar miles de millones de dólares a los países que más contaminan en el mundo", argumentó el mandatario estadounidense antes de partir, por segundo día consecutivo, mientras los trabajos estaban aún en curso.

​ ​ ​ Sin embargo, el ataque de Trump quedó aislado con el G20 que en el comunicado final se comprometió a apoyar "la Economía Circular del Carbono, reconociendo la importancia y la ambición de reducir las emisiones teniendo en cuenta las circunstancias nacionales".

LASCIA UN COMMENTO

Inserisci il tuo commento
Inserisci qui il tuo nome