Depositphotos

La tensa relación entre Estados Unidos y China sumó un nuevo capítulo, luego que Washington acusó a Pekín de continuar con la expansión nuclear a pesar de la promesa china de desacelerar su desarrollo de misiles.
El ejército estadounidense volvió a advertir sobre lo que los analistas han descrito como una gran expansión de los campos de silos de misiles nucleares de China, en el momento de mayor tensión entre Beijing y Washington DC.

Los investigadores de la Federación de Científicos Estadounidenses estiman que China tiene aproximadamente 250 silos de misiles subterráneos en construcción. Fueron descubiertos a través de imágenes de satélite, con las que lograron identificar un nuevo campo que está siendo construido en el oeste del gigante asiático.

El Comando Estratégico de Estados Unidos tuiteó un enlace de una investigación publicada en The New York Times sobre los hallazgos de la federación científica.
"Se ha descubierto lo que hemos estado diciendo todo el tiempo sobre la creciente amenaza que enfrenta el mundo y el velo de secreto que lo rodea", señaló el Comando Estratégico, que supervisa el arsenal nuclear de Estados Unidos. El campo en la región de Xinjiang es el segundo reportado este verano. En junio, investigadores del Centro James Martin de Estudios de No Proliferación, situado en California, identificaron otro campo en construcción en la vecina provincia china de Gansu.

Hasta el momento no hizo comentarios al respecto. Los informes llegan en un momento en que las relaciones entre Estados Unidos y China se han desplomado a su peor nivel en décadas, inclusive peores que durante el gobierno de Donald Trump. Las dos naciones siguen fuertemente enfrentadas sobre una variedad de temas, que incluyen comercio, tecnología, ciberseguridad, derechos humanos y la política exterior cada vez más cerrada de China bajo la presidencia de Xi Jinping.

La expansión de la fuerza nuclear de China probablemente influiría en cualquier cálculo estadounidense de posibles enfrentamientos militares sobre puntos conflictivos como Taiwán o el Mar de China Meridional. El editor del periódico chino Global Times expresó que las instituciones estadounidenses y los medios de comunicación están promoviendo informes sobre los campos de misiles para presionar a China, pero que la nación no debe dejarse intimidar.

"Miren lo que dicen los políticos estadounidenses sobre China y observe las acciones provocativas de sus aviones y buques de guerra cerca de China", afirmó Hu Xijin. Instó a que "China intensifique por completo la construcción de su fuerza militar y la disuasión nuclear como piedra angular de su seguridad nacional". Ambos sitios tienen alrededor de 800 kilómetros cuadrados. Los silos terrestres pueden albergar misiles balísticos intercontinentales.

"El programa chino de silos de misiles constituye la construcción de silos más extensa desde la construcción de silos de misiles de Estados Unidos y la Unión Soviética durante la Guerra Fría", escribieron los investigadores Matt Korda y Hans Kristensen en el informe de la Federación de Científicos Estadounidenses.